Uno de los gastos que más notamos en nuestro bolsillo es el del combustible del coche. Tener un coche no es algo barato, ya que conlleva muchos gastos, aparte del gasto inicial de invertir en un buen coche.

  • Elegir bien la gasolinera: Muchas veces acabamos yendo a la gasolinera que tenemos más cerca de casa o incluso a la que nos atienden mejor y nos ofrecen puntos de fidelidad, pero esto es uno de los mayores errores que se cometen, ya que existen gasolineras low cost que nos proporciona un precio mucho más barato que cualquier otra gasolinera que sea famosa por su nombre. Por lo que si quieres ver como tu coche se llena por menos dinero acude a las gasolineras más baratas.
  • Buscar el momento para llenar el coche: Si crees que los precios son los mismos durante toda la semana estas cometiendo un grave error. Durante el fin de semana los precios suben, ya que las gasolineras experimentan muchos más clientes y por ello inflan los precios. Si quieres ir en el mejor momento, hazlo a principio de semana. 
  • Técnica de repostaje: Otro de los errores más comunes es apretar el gatillo con fuerza, muchas veces pensamos que nos va a salir más rápido la gasolina, pero lo que estamos haciendo en realidad es generar más gases y por ello no lograremos ahorrar.
  • No apurar el depósito: Si esperamos al último momento para poner gasolina a nuestro coche solo vamos a conseguir que el depósito se quede con más aire y por ello la evaporación aumenta.
  • No llenar el coche: por ley cuanto más pesa un coche, mayor es su consumo, por lo que si lo llevamos con muchas cosas dentro pesará más y gastaremos más gasolina. 
  • Aparcar en la sombra: si el coche tiene menos temperatura le costará menos arrancar y por lo tanto el consumo será mucho menor que si está en el sol. 
  • Presión de los neumáticos: si la presión de los neumáticos es la correcta, el coche ahorra y tiene mucha más seguridad. Por el contrario, si la presión no es la adecuada el motor necesita mucha más fuerza y tira de gasolina aumentando así el gasto.
  • Circular a la correcta velocidad: Si aumentamos la velocidad un 20% el gasto de gasolina aumenta hasta un 45% por lo que ir a la velocidad adecuada es mucho más importante de lo que pensamos. A este consejo le añadimos, que mientras conducimos no hay que ir frenando de forma brusca y precipitada, ya que eso hace que el coche gaste más combustible. Al frenar y arrancar el coche tiene que hacer doble esfuerzo
  • Dejar el coche parado: Si no usamos el coche es la mejor forma de ahorrar gasolina y a su vez ayudamos al medio ambiente.

En definitiva estos consejos son buenos hábitos para mantener nuestro coche mucho mejor, que nos dure más años y ahorrar dinero en combustible.

Danauto Taller chapa, pintura y mecánica
www.danauto.es
Madroño,6. Nave 23
91 847 32 23